Remedios Caseros Para Remover la Cera de Oído

Remedios Caseros Para Remover la Cera de Oído5shares

La mayoría de las veces, hay un proceso de migración lenta y ordenada del conducto auditivo en el que la cera de oído y las células de la piel  se transportan desde el tímpano a la abertura del oído, donde se puede quitar fácilmente. El exceso de cerumen también puede acumularse debido a un estrechamiento del canal auditivo resultante de algún tipo de infección o enfermedad de la piel, huesos o tejido conectivo. 

También puede pasar debido a la producción de un cerumen menos fluido o sobreproducción de cerumen debido a algún trauma o bloqueo del conducto auditivo. La deficiencia de ácidos omega 3, zinc y magnesio también pueden fomentar la producción en exceso de cerumen. Puedes obtener ayuda de tu médico de cabecera o un especialista para quitar el cerumen. También hay gotas para los oídos y kits de eliminación de cera en el mercado que puedes comprar. 

Al mismo tiempo, hay muchas maneras naturales de desbloquear y remover el cerumen acumulado en los oídos. Con cualquier remedio casero, necesitarás repetir varias veces dependiendo de la extensión de la acumulación de cera. No uses estos remedios si tienes una oreja perforada, trata el problema con un profesional. 

1. Agua con sal

El agua con sal es la mejor solución para la cera de oído que puedes usar en casa. Puede suavizar el cerumen acumulado dentro de la oreja haciendo más facil deshacerse de él. 

  1. Mezcla una cucharadita de sal en media taza de agua tibia hasta que la sal se disuelva por completo.
  2. Humedece una bola de algodón en la solución salina. 
  3. Inclina la oreja afectada hacia el cielo. Escurre la bola de algodón para que caigan algunas gotas de la solución salina en tu oreja.
  4. Quédate en la misma posición por 3 o 5 minutos. 
  5. Luego, gira tu cabeza hacia el otro lado para drenar la solución salina.
  6. Limpia la parte de afuera de tu oreja con un algodón limpio para remover el cerumen acumulado. 

2. Peróxido de hidrógeno

El peróxido de hidrógeno es otra manera efectiva de deshacerte de la acumulación de cera. Debido a su efervescencia, el peróxido de hidrógeno puede remover la cera y sus escombros del canal auditivo fácilmente. 

  1. Mezcla partes iguales de peróxido de hidrógeno (3%) y agua.
  2. Llena un gotero con la solución.
  3. Mientras tu cabeza está de lado coloca unas gotas de la solución en tu oreja.
  4. Deja actuar por algunos minutos, luego gira tu cabeza hacia el otro lado para drenar la solución.
  5. Limpia la cera usando un paño limpio. 

3. Aceite de bebé 

Para suavizar la cera y facilitar quitarla, también puedes usar aceite de bebé.

  1. Llena un gotero con aceite de bebé.
  2. Mientras tu oído está orientado hacia el cielo coloca de dos a cinco gotas de aceite de bebé en tu oreja.
  3. Coloca una bola de algodón en la apertura de tu oreja para prevenir que el aceite de salga.
  4. Deja actuar por algunos minutos. Quita la bola de algodón y coloca tu cabeza del lado opuesto para drenar el aceite extra.
  5. Limpia tu oreja con un paño limpio. 

En vez de aceite de bebé, puedes usar aceite mineral. 

4. Vinagre y alcohol

Un remedio de la vieja escuela para remover el exceso de cera es una solución de vinagre y alcohol. La mezcla ayudará a disolver la cera de oído. Además, el alcohol sirve como un agente secante y evapora a bajas temperaturas, y el vinagre combatirá la bacteria y los hongos además de prevenir cualquier clase de infección.

  1. Mezcla partes iguales de alcohol y vinagre en un tazón.
  2. Humedece una bola de algodón en la solución.
  3. Mientras el oído afectado esté orientado hacia el cielo y luego escurre dos o tres gotas de esta solución en el oído.
  4. Espera cinco minutos y gira tu cabeza hacia la dirección opuesta así la gravedad puede sacar la solución y la cera. 
  5. Quita el exceso de cera con un auricular.

Este remedio puede también ser usado para tratar oído de nadador. 

5. Agua tibia

Enjuagar el oído con agua tibia también ayudará a deshacerte del exceso de cerumen.EL agua tibia desalojará la cera, haciéndola más fácil de quitar. Asegúrate de usar sólo agua limpia y filtrada. 

  1. Llena una jeringa de goma con agua a temperatura ambiente. 
  2. Inclina la cabeza hacia arriba y tira del oído externo para enderezar el canal auditivo.
  3. Utiliza la jeringa para poner una pequeña cantidad de agua en el canal auditivo. 
  4. Deja por un minuto y luego drena hacia afuera inclinando tu cabeza hacia el lado opuesto.
  5. Limpia el agua y el cerumen con un paño limpio.

6. Aceite de oliva

Otra manera simple de remover el exceso de cera es el aceite de oliva. El aceite de oliva puede suavizar la cera, haciéndola mas fácil para sacar fuera del oído. También, tiene propiedades antisépticas que reducen el riesgo de infección.

  1. De a poco entibia un poco de aceite de oliva. 
  2. Usando un gotero, coloca 3 o 4 gotas de el aceite tibio en el oído afectado.
  3. Deja actuar por 10 minutos así la cera puede suavizarse.
  4. Coloca tu cabeza hacia el otro lado y remueve el aceite y la cera de la parte externa de tus orejas.

De otra forma puedes usar aceite de mostaza. 

7. Aceite de almendras

El aceite de almendras también puede ayudar a remover la cera de oído. Este aceite sirve como lubricante y suavizante para la cera, haciendo más fácil para ti limpiar la cera acumulada en tu oído. 

  1. Toma un poco de aceite a temperatura ambiente y llena un gotero con el mismo.
  2. Con la oreja afectada hacia arriba, coloca 5 gotas de aceite de almendras con el gotero.
  3. Quédate en esa posición por 10 o 15 minutos para permitir que el aceite actúe en la cera.
  4. Ahora coloca un pañuelo de papel sobre la oreja e inclina hacia el otro lado para drenar el exceso de aceite y la cera.
  5. Limpia tu oreja con un paño limpio. 

8. Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es un excelente remedio natural para el exceso de cera. Una solución a base de agua que contenga el 10% de bicarbonato puede ablandar la cera.

  1. Mezcla una cucharadita de bicarbonato con dos cucharaditas de agua.
  2. Inclina tu cabeza para colocar varias gotas de esta solución en la oreja afectada.
  3. Espera 10 minutos y luego deja que fluya agua tibia cuidadosamente en la oreja con una jeringa de goma.
  4. Con la cabeza inclinada hacia la dirección opuesta drena el exceso de solución así como el exceso de la cera disuelta.
  5. Limpia la parte exterior de tu oreja con un paño limpio.

9. Glicerina

Otro método común para remover la cera endurecida es usar glicerina. La naturaleza lubricante e hidratante de la glicerina ayuda a aflojar la cera acumulada.

  1. Con tu oreja afectada apuntando hacia el cielo usa un gotero para poner 3 o 4 gotas de glicerina en tu oído. 
  2. Coloca una bola de algodón en la apertura de tu oreja y deja actuar por algunas horas.
  3. Quita la bola de algodón y con cuidado deja fluir agua tibia en tu oído.
  4. Con la cabeza hacia la otra dirección drena por completo el agua.
  5. Cuidadosamente seca tu oreja con una toalla o con un secador de cabello de mano. 

10. Ácidos grasos omega 3

Una de las causas más comunes de la cera de oído excesiva es la deficiencia en ácidos grasos omega 3. Por lo tanto, incrementar tu ingesta de los mismos puede ayudar a resolver el problema.

  • Toma un suplemento de ácidos grasos omega 3. Consulta a tu doctor para una dosis adecuada. 
  • También incluye comidas ricas en omega 3, tales como nueces, aceite de hígado de bacalao, aguacate, salmón, sardinas, atún blanco y semillas de linaza molida. 

Tips adicionales

  • No uses objetos puntiagudos dentro de los oídos lo que puede empeorar la infección.
  • Evita insertar hisopos o auriculares en el canal auditivo. 
  • No uses cera de vela para remover la cera, puedes quemar el interior de la oreja dando lugar a problemas más graves.
  • No uses agua fría para drenar el exceso de cera lo que puede causar mareo.
  • No rocíes agua o ningún líquido dentro del oído con fuerza ya que puedes dañar el oído interno y el tímpano. 
  • No coloques aceite caliente en las orejas ya que puedes quemar la piel dentro de la misma y causar infección.
  • No uses hisopos para remover la cera de oídos, podrías empujar la cera más profundo dentro del canal auditivo.
  • No limpies tus oídos muy frecuentemente o muy fuerte. 

Consulta a tu médico si no eres capaz de remover la cera con estos remedios. También visita a tu doctor si tienes síntomas como, drenar líquido por el oído, dolor agudo, fiebre o pérdida de la audición. 

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR