Depresión: ¿Es esta patología cuestión de genética?

Depresión: ¿Es esta patología cuestión de genética?0shares

La depresión clínica, también conocida como trastorno depresivo mayor, es la forma más común de depresión. La Escuela de Medicina de Stanford estima que el 10% de los estadounidenses experimentará este tipo de depresión en algún momento de sus vidas. Este tipo también es más probable que sea compartido por los hermanos e hijos. Una persona con un familiar que sufre de depresión tiene casi cinco veces más probabilidades de desarrollarla.

Las investigaciones han explorado la posibilidad de una conexión entre los genes y la depresión. ¿La depresión es hereditaria o hay otros factores involucrados?

El gen de la depresión

Un equipo de investigación británico recientemente aisló un gen que parece ser prevalente en múltiples miembros de la familia con depresión. El cromosoma 3p25-26 fue encontrado en más de 800 familias con depresión recurrente. Los científicos creen que hasta el 40 % de los que tienen depresión pueden rastrearla a un vínculo genético. Los factores ambientales y otros constituyen el otro 60%.

Las investigaciones mostraron que las personas con padres o hermanos que tienen depresión son 3 veces más propensos a tener la condición. Esto puede ser debido a factores hereditarios o ambientales que tienen una fuerte influencia. 

Otros factores

Una persona que crece con alguien con depresión puede ser más susceptible a el trastorno. Un niño que observa a un padre deprimido o a un hermano puede aprender a copiar ese comportamiento bajo ciertas condiciones. Un niño que ve a su padre pasando días en la cama piensa que no es algo inusual. El género también puede ser un factor. Un estudio encontró que las mujeres tienen un 42% de posibilidad de padecer depresión hereditaria, mientras que los hombres tienen sólo el 29%. 

El enlace de la serotonina

Los investigadores también han vinculado la serotonina con la depresión. La serotonina es el químico de "sentirse bien" que permite la comunicación entre las neuronas. Es posible que un descontrol de serotonina lleve a trastornos del ánimo y otros problemas como trastorno obsesivo compulsivo y ataques de pánico.

Hay muchas teorías acerca del enlace de la serotonina. Los investigadores continúan estudiando la serotonina como llave para el vínculo genético. Los problemas con el gen transportador de serotonina también se han considerado como una fuente para la depresión. La investigación ha rastreado la presencia de genes transportadores largos y cortos a una posible conexión genética. 

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR